Tratamiento Hidratante

La deshidratación favorece la aparición de las arrugas, porque la falta de humedad cutánea provoca sequedad y se convierte en una de las causas principales del envejecimiento cutáneo. Línea de cuidado facial que previene la pérdida de agua transepidérmica y actúa estimulando y restableciendo los mecanismos de autohidratación propios de la piel. De esta manera mantiene el film hidrolipídico natural en niveles óptimos de equilibrio. La piel se siente fresca, suave, flexible y confortable.